Cómo abrir una cerradura Yale

Cómo abrir una cerradura Yale

Cómo abrir una cerradura Yale

¿Qué sucede que no han podido entrar a casa? Quizás esa sea la pregunta que se haga tu vecino al verte estar tanto tiempo fuera de ella intentando abrir la cerradura.

Si contaras con el conocimiento necesario no tendrías la necesidad de esperar tanto tiempo, pero no te preocupes te traemos algunas técnicas de cómo abrir una cerradura Yale, por si es el tipo de cerradura que no te deja entrar a casa.

Cerraduras Yale

Yale es una empresa que por años se ha especializado en la fabricación y distribución de cerraduras por países de Latinoamérica. Entre su catálogo de productos podemos encontrar diferentes tipos de cerraduras, factor que debemos tomar en cuenta para conocer qué acciones pueden ser efectivas para abrir la cerradura de nuestro hogar.

Cilindros

Son cerraduras cuya estructura corresponde a un cuerpo cilíndrico. Su mecanismo interno está provisto de pistones que se ubican en distintas posiciones y al introducir la llave permite o no que esta gire para sacar o introducir el pestillo en el cerradero, definiendo cuando una puerta está abierta o cerrada.

De pomo

Las cerraduras de pomo presentan un mecanismo de seguridad simple y deben su nombre al sistema externo, el cual cuenta con un pomo que ocasiona, mediante un giro, que se mueva el sistema interno que permite que abra la cerradura.

De embutir

Este tipo de cerraduras también son conocidas como cerradura galleta, debido a que su forma es similar a dicho rubro alimenticio. Van insertadas en el interior de la puerta, dejando a la vista solo un elemento muy importante como lo es el orificio de inserción de la llave y el pestillo hacia la zona del marco.

Candados

Se puede decir que los candados son cerraduras portátiles, con características que le permiten ser implementadas donde mejor le parezca a su propietario.

Su estructura corresponde a un cuerpo sólido de diferentes tipos de forma, aunque lo cotidiano es encontrar candados cuadrados y aplanados en sus partes frontales y traseras. Además, cuentan con un brazo que tranca la cerradura y en su parte baja hay un ojo de inserción para la llave.

Abriendo la cerradura con un clip

Esta técnica puede ser aplicada en cerraduras con mecanismo de pistones internos, como las cerraduras de cilindro, de embutir y algunos candados. La finalidad es lograr que los pistones permitan el giro del cilindro de la cerradura, cosa que se logra cuando los pistones tienen una posición similar.

Las herramientas que necesitamos para abrir la cerradura son dos clips para papel y una pinza. Ahora vamos a la aplicación:

  1. Tomaremos un clip y desenrollaremos con la pinza solo el primer tramo enrollado del clip.
  2. Luego lo presionaremos con la tenaza de la pinza para que quede uniforme y sin dobladuras.
  3. Luego con la misma pinza doblaremos unos 3 centímetros de su extremo.
  4. Al terminar con el primer clip, tomaremos el segundo y lo desdoblaremos hasta que quede como una L.
  5. Luego uniremos estas dos puntas y presionaremos para que queden totalmente unidos hasta su doblés.
  6. Ya unidos los doblaremos en L, para que así quede resistente y no se doble al ser usado.
  7. Tomaremos primero el clip en forma de L y lo introducimos por la parte baja del ojo de la cerradura y giraremos en sentido en la que abre el cilindro.
  8. Luego introducimos el clip que hemos acondicionado primero, este irá por encima del clip que anteriormente hemos introducido. El movimiento que debemos hacer con este es ascendente y que nos permita lograr que los pintones internos igualen su nivel.
  9. Nunca debemos dejar de presionar el clip en forma de L hacia donde abre la cerradura, pues cuando logremos nivelar los pistones el cilindro cederá y ya tendremos abierta la cerradura.

Con cuchillo

Este tipo de método puede ser aplicado con cerradura de pomo y de embutir, la única diferencia es que para esta última no obtendremos resultados positivos si hemos pasado la llave, mientras que para la cerradura de pomo sí será posible.

Necesitaremos un cuchillo que sea flexible, aunque no necesitamos que se rompa cuando reciba presión, por lo que no debe ser frágil.

  1. El procedimiento es simple, tomamos el cuchillo e introducimos la parte filosa por el espacio que queda entre el marco y la puerta al estar cerrada.

Algunas cerraduras no poseen el pestillo en la dirección en donde se encuentra la cerradura, por lo que si no sabemos dónde está debemos hacerlo por lo menos a una cuarta por encima de la cerradura para ir bajando y conseguirlo, en caso contrario, puede ser directamente al pestillo.

  1. Al conseguir el pestillo introducimos la punta del cuchillo entre el pestillo y el marco, inclinando el cuchillo hacia la cerradura, permitiendo que el pestillo retroceda y abra la cerradura.

Con una batería

Este método solo puede ser aplicado a candados, debido a que la intención es mover el sistema del candado aprovechando el espacio que queda entre el orificio por donde entra el brazo (cuando este se encuentra cerrado).

  1. Para la ejecución necesitaremos una tijera y una pila o batería AAA o AA. Procederemos a retirar con la punta de la tijera el metal que cubre la batería, para luego aplanar ese pedazo de metal y cortar los bordes doblados que posee.
  2. Ahora cortaremos una especie de T sobre el pedazo de metal. Las dimensiones de esta T debe ser acorde al candado que deseamos abrir, ya que la parte vertical de la T debe acomodarse al agujero por donde entra el brazo del candado (debe cubrir la mitad), mientras que la parte horizontal de la T puede medir un dedo de grosor. Lo importante es que sea cómodo trabajar con la pieza que cortaremos.
  3. Ya con la pieza lista, la amoldaremos a la curvatura del brazo del candado, permitiendo que la parte vertical de la T se introduzca dentro del candado, para luego girar la pieza sin sacarla del agujero hasta que tengamos el candado abierto.

Si contamos con algún pedazo de metal similar al de la batería podemos sustituirlo. Lo importante es que este sea dúctil, más no frágil como para romperse con facilidad.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *