Cómo abrir una cerradura de cerrojo

Cómo abrir una cerradura de cerrojo

Cómo abrir una cerradura de cerrojo

 

La seguridad siempre ha sido el pilar de las preocupaciones de todas las personas, siempre quieren mantener todos sus bienes con cerraduras que le protejan ante cualquier tipo de robo que viole su privacidad de su hogar e incluso, hasta del mismo trabajo.

Es por ello que aparte de las cerraduras que contienen mecanismos de seguridad infalibles, también puedes encontrar lo que se llama “cerrojos” que prácticamente vienen siendo una protección más a tu cerradura de puerta.

 

“Usar cerrojos te brindará el doble de protección en las puertas de tu hogar o trabajo”

 

Pero ¿Qué pasa si teniendo una seguridad con cerrojo terminas por perder las llaves de la puerta principal de tu casa? ¿Qué en un afán por salir a una reunión importante dejes las llaves a saber en qué lugar recóndito, sin en la calle, trabajo o hasta dentro del mismo hogar y no puedas volver a acceder a ella? Suena bastante problemático ¿A que sí?

Pues hoy aprenderás a como solventar por ti solo esta terrible situación, sabrás “Cómo abrir una cerradura de cerrojo” a través de técnicas aplicadas por los mismos cerrajeros profesionales que día a día se dedican con su talento a abrir prácticamente cualquier tipo de cerradura y cerrojos.

 

Diferencia entre cerrojo y cerradura

Puede que te plantees la pregunta de ¿Cuál es un cerrojo? y ¿Cuál es una cerradura? O capaz pensaste toda la vida que ambas se trataban de lo mismo, pues el mundo de la cerrajería es amplio y existen muchos tipos de seguridades, y en este caso, el cerrojo forma parte de una seguridad adicional que se le anexa a la cerradura para que esta tenga mayor grado de protección ante ataques de robo con métodos de bumping, ganzúas, tarjetas, y demás.

Pero ojo con esto no queremos decir que se vuelve impenetrable abrir la cerradura, al contrario, sigue pudiéndose, pero realmente la dificultad por abrirla requerirá de un mayor esfuerzo por parte de los ladrones.

Pero, además de ello ¿En qué podemos diferenciarlas? Primero que nada, ambas mantienen un mecanismo de seguridad distinto y lo más notable de todo, es que, por un lado, las cerraduras tienen el cierre con una manija y con uno o varios pasadores; ahora, el cerrojo solo cumple su seguridad con nada más un pasador (por esta razón se le dice que son usados como seguridad adicional).

Los cerrojos más que todo también son especial para no solo aplicarlos en puertas, sino también para usarlos en ventanas, con la finalidad de generar mayor protección del lugar.

 

¿Cómo podemos abrir un cerrojo?

Siendo un poco más difícil que abrir una cerradura más no imposible, existen diversos métodos que una vez aprendidos y practicados podemos solucionar el problema de un cerrojo atascado o que no abra por perder las llaves.

Aunque claro, también existen los cerrojos sencillo externos que van puestos entre la puerta y el marco, y de los cuales no requieren de mucha técnica para abrir, ya que pueden desmontarse, o aplicar el uso del taladro y el tamaño de una broca que logre abrir el cerrojo.

Por otro lado, los cerrojos también pueden asemejarse un poco en cuanto la forma de abrir las mismas cerraduras, las técnicas más comunes que siguen aplicándose incluso por cerrajeros profesionales, son las siguientes:

  1. Taladro: es un método que puedes usar en última instancia, porque terminarás dañando el cerrojo y después tendrás que dirigirte a la tienda más cercana a comprar uno nuevo e instalarlo.

     

    Para ello vas a marcar con un punzón sobre el ojo del cerrojo y golpear con una herramienta fuerte como un martillo para marcar donde vas a taladrar. Una vez hecho ese paso, utiliza un taladro en conjunto con una broca fina; taladra en la marca que has hecho hasta violentar la seguridad y hacer que el cerrojo se abra.

     

  2. Ganzúas: puedes fabricar unas o comprar un kit de herramientas de las mismas, estas las venden en las cerrajerías y son bastante prácticas. Ahora, si no cuentas con ello, fabrícalas con dos horquillas. Con la primera harás una ganzúa y con la segunda harás una palanca.

     

    Primero tendrás que ingresar al ojo del cerrojo la palanca y mantenerla presionando (no tan fuerte) y gírala en sentido en que abra el cerrojo. Posteriormente, ingresa lo que sería la ganzúa, llégala hasta el final y con la ayuda de ella, levanta el mecanismo de seguridad ejerciendo un poco de presión al mismo tiempo en que giras la palanca en el sentido en que el cerrojo deba abrir; con un poco de paciencia y agilidad podrás abrirla.

     

  3. Llave bumping: es un tipo de llave para abrir tanto cerraduras como cerrojos, puedes conseguirlas en las tiendas de cerrajería. Una vez tengas la llave bumping correcta a la mano, debes ingresarla a través del cerrojo hasta que llegue a los pistones, y con la ayuda de un martillo o alguna otra herramienta parecida, deberás golpear (no tan brusco), para que de esta forma se liberen los pistones de los contrapistones y den paso abierto al cerrojo.

Aunque puede sonar simple lo cierto, es que para ejercer cada una de estas técnicas se necesita práctica, y si quieres que el trabajo que se realice sea limpio, te recomendamos usar herramientas especiales de cerrajería, o incluso, obtener asesoría por un profesional en caso de que no cuentes con lo necesario para abrir el cerrojo, pues estos pueden evaluar la gravedad del cerrojo y optar por a mejor técnica que pueda aplicarse para abrir el cerrojo.

 

Consejos a tomar en cuenta

Teniendo en cuenta las maneras en que puede lograr abrirse un cerrojo, debes estar consiente que estos mismos métodos pueden ser usados en tu contra por alguien ajeno a ti, pero, aun así, te recomendamos siempre combinar una cerradura con cerrojo para que tengas mayor tranquilidad.

Aun sabiendo que pueden violentar la seguridad de los cerrojos, realmente esto hará que sea una tarea dificultosa, es decir, no se la pondrás fácil a quien decida robarte, y puede que hasta eventualmente desistan y se vayan. Y otro punto importante, es comprar cerrojos de buena calidad, muchas marcas existen en el mercado, pero asegúrate por optar la mejor.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *